Impotencia: el fantasma de la sexualidad masculina

Impotencia o Disfunción Eréctil son dos términos tabú que ningún hombre quiere tener que pronunciar

Desmitificando los problemas de la sexualidad masculina

  • Lo más probable es que todo hombre experimente alguna vez en su vida un episodio de problemas de erección: alrededor del 50% de los varones de entre 40 y 70 años pueden verse afectados por la disfunción eréctil.
  • Entre las posibles causas, el 70-80% se deben a factores físicos y un 20-30%  tiene orígenes psicológicos.

parejaLa disfunción eréctil, coloquialmente llamada impotencia, consiste en la “incapacidad persistente para conseguir o mantener una erección que permita una relación sexual satisfactoria”.

Entre las posibles causas físicas nos encontramos con  las afectaciones del flujo sanguíneo hacia el pene (debido a diabetes, hipertensión, colesterol, enfermedades cardíacas…); interrupción de la conexión nerviosa hacia el pene (por cirugía de próstata, lesiones traumáticas de la zona, esclerosis, lesiones medulares,…); medicamentos; tabaquismo, alcohol, drogas;  hormonales (falta de testosterona); etc.

En cuanto a las causas psicógenas, podemos valorar la ansiedad y el estrés (como los problemas familiares, los conflictos de pareja, el fracaso laboral, la ansiedad de rendimiento…); la depresión; la fatiga, la falta de sueño de calidad; la falta de deseo; el miedo a un posible embarazo; el miedo a un contagio; la culpabilidad de índole religiosa; etc.

Sigue leyendo…